sábado, 28 de julio de 2012

La revolución conservadora

La revolución conservadora
¿Un nuevo pensamiento de Derechas?


Eduardo Hernando Nieto

Aunque alejada de nosotros en el tiempo y en el espacio, la llamada "revolución conservadora" generada en Alemania durante el interregno entre la Primera y la Segunda Guerra Mundial e inspirada directamente por el movimiento romántico del siglo XIX puede echar muchas luces respecto al sentido que debería tener un pensamiento de derecha en el Perú.

Ciertamente, su propio título puede ser a primera vista contradictorio, pues la revolución significa un cambio radical, es decir, un movimiento brusco y total mientras que el conservadurismo  representa lo opuesto, es decir, el no movimiento. Sin embargo, se entiende que en su interior se añoraba la solución a este complejo acertijo humano que representa la convivencia de los opuestos y su mutua dependencia, pero, en todo caso, el movimiento podía expresar algunas ideas concretas respecto al sentido de la vida y de la política.

Sobre este aspecto, al revolución conservadora aparecía nítidamente como una alternativa al mundo burgués puesto que desafiaba los valores y la estética de aquéllos que rehuían a la vida a la vida y a la naturaleza y construían y una paz y un confort ficticio en medio de un mundo que más bien requeriría de un vitalismo y un riesgo capaz de sortear los desafíos de la historia. Precisamente, el pensamiento revolucionario conservador negaba el presupuesto básico del orden burgués, que era la linealidad del tiempo y la idea del progreso ilimitado, sustituyéndola por una concepción circular del tiempo resumida en la i dea del eterno retorno y de la historicidad del hombre.

Así, pues, frente al igualitarismo cuantitativo de la Revolución Francesa respondían defendiendo una jerarquía natural y una reivindicación del estamento guerrero. Al individualismo radical del mundo burgués oponían un espíritu de comunidad y camaradería. Al nihilismo y a la secularización de la modernidad, proponiendo una nueva sacralización dotada de valores dirigidos hacia la trascendencia. Al materialismo urbano con una recuperación de la vida rural y la convivencia con la naturaleza, entre otras cosas.

Dada la amplitud de las ideas de este movimiento no sorprende que se declarara en diferentes ambientes políticos, artísticos y académicos y podríamos encontrar en su interior nombres de escritores como Ernst von Salomon, Ernst Jünger o Thomas Mann, poetas como Stefan George, historiadores como Oswald Spengler, sociólogos como Max Weber, Hans Freyer u Othmar Spann, o políticos como Moeller van der Bruck o Ernst Niekish, junto con muchos otros nombres hoy casi desconocidos por el obvio silenciamiento de este pensamiento en las antípodas de la corrección política.

Como podemos apreciar hay aquí una serie de ideas extremadamente valiosas que pueden contribuir para presentar una alternativa real al mundo político que más bien parece un cadáver en putrefacción y donde no existe ninguna dinámica ni mucho menos pensamiento serio y lo que es más importante, profundo. Justamente, una de las primeras características de esta sociedad es la banalización de la virilidad. Ante esto, la vía de la derecha es reivindicar la reflexión y la acción.




0 comentarios:

Coalición Global

Visitantes

Colaboradores de La Coalición. Con diversidad de enfoques y posiciones

  • Carlos Pairetti - Universidad del Rosario
  • Daniel Mariano Leiro - Universidad de Buenos Aires
  • David Villena - UNMSM
  • Davide de Palma - Università di Bari
  • Dick Tonsmann - FTPCL y UNMSM
  • Eduardo Hernando Nieto - Pontificia Universidad Católica del Perú
  • Enmanuel Taub - Conicet/Argentina
  • Gianni Vattimo - Universidad de Turín
  • Gilles Guigues - Université de Provence
  • Hernán Borisonik - Sao Paulo
  • Ildefonso Murillo - Universidad Pontificia de Salamanca
  • Jack Watkins - University of Notre Dame
  • Jimmy Hernandez Marcelo - Facultad de Teologia Pontificia y Civil de Lima
  • Juan Villamón Pro - Universidad Ricardo Palma
  • Lucia Pinto - Universidad de Buenos Aires
  • Luis Fernando Fernández - Universidad Pontificia Bolivariana de Medellín
  • Martín Santiváñez - Universidad de Navarra
  • Piero Venturelli - Bolonia
  • Raffaela Giovagnoli - Università di Roma Tor Vergata
  • Ramiro Pablo Álvarez - Córdoba, Argentina
  • Raúl Haro - Universidad de Lima
  • Santiago Zabala - Universidad de Columbia
  • Víctor Samuel Rivera - Universidad Nacional Federico Villareal